Llegué a Madrid hace dos años, pero antes estuve cuatro años estudiando en Tampa, Estados Unidos. Antes de venirme hice una pausa en Venezuela -ya con otra visión- para agruparme con la familia y decidir qué hacer. Mi padre, mi abuela y mis tíos están a cargo de la sede de la Pastelería Danubio en Caracas, que es nuestra casa matriz, así que la parte gerencial del negocio estaba ya cubierta, y muy bien cubierta.

Fue entonces cuando a mi hermano se le ocurrió la idea de montar “la otra Danubio” aquí en Madrid; así que en septiembre de 2018 la pastelería Evelia abrió sus puertas en el súper castizo barrio de Chamberí. La adaptación fue, por muchas razones, algo rara al principio, ya que aquí el sector de hostelería tiene un lenguaje propio, culturalmente arraigado y muy estructurado. Tuvimos que ir ajustando todo lo relacionado con las costumbres, horarios de comida e idiosincrasia: un café con leche aquí no es -para nada- lo mismo que en Venezuela.

En lo personal, no me sentía en casa, quizás por el tamaño de los espacios, demasiado pequeños; pero eso no es lo importante en el fondo, así que aquí estamos.

En Evelia somos afortunados por seguir abiertos. Tenemos una clientela fiel que nos hemos ganado de a poquito estos años y, menos mal, a pesar de lo fuerte que ha sido la pandemia en Madrid, todos en el equipo de la pastelería estamos sanos. El día a día sí cambió drásticamente, desde los aspectos más pequeños en la comunicación -yo por ejemplo tendía a leer los labios a los clientes, a pesar de que es el mismo idioma, eso me ayudaba a entenderlos mejor- hasta el tipo de servicio que ofrecemos.

Ahora hemos reforzado el delivery, ha sido un cambio en el negocio, un enfoque nuevo que realizamos nosotros mismos -no con otras plataformas- porque nuestra prioridad es cuidar la calidad del producto desde que sale del local hasta que llega al cliente; así garantizamos todas las normas de higiene. Si llegara a haber una segunda ola del Covid-19, nuestra estrategia es darle duro al tema del delivery, continuar con mente positiva y sensibilidad hacia todos los afectados.

Echar para adelante para salir de todo esto.

 

📷 @Angela Bonadies

Conoce más historias inspiradoras de migrantes venezolanos en #FamiliaVenezuela.

comparte esta historia
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

¡Transformemos vidas!

100% de tu aporte se dedica a encontrar oportunidades para la diáspora venezolana.